martes, 15 de junio de 2010

Roja y radiante



¿O era blanca y radiante? el caso es que una novia me encargó este ramo para su boda la noche de antes. No pensaba llevar ramo aunque si iba vestida de novia (¿extraño no?). Se casaba en el registro civil a la mañana siguiente. Me dijo que lo quería rojo y blanco y se me ocurrió esto, rápido y sencillo. Compré dos paquetes de rosas rojas y una vara de nardos ( vamos lo que había) y agarré unas hojas de aspidistra de un jardín, para doblarlas . También le arreglé el coche con una guirnalda detras simplemente con rosas cojidas una a otra y un poco de verde. También le hice a juego los arreglos de las puertas y el prendido del novio. En dos horas, tiempo record. Además me acordé de ponerle los pétalos de las rosas en una cesta para que se los tiraran.Los nardos , se los puse para que pudiese sacarlos y darlos a las invitadas, olían muy bien. Vamos que un kit completo de última hora.



Por aquí estamos esperando a la cigueña, que debería hacer acto de presencia entre hoy y mañana, debe haberse entretenido por el camino, y es que estas cosas son así. Un abrazo a todos.

3 comentarios:

  1. Solo la gente q tiene mucho talento hace obras de arte en poco tiempo,chico,tienes unas manos de oro!!!FELICIDADES!!!bss,
    Amparo

    ResponderEliminar
  2. Je me encanta recuerdas el mio tambien era rojo como el de mama.

    Besitos y a ver si entre todos hacemos presion y aparece esa cigueña que ganas tengo de verla

    ResponderEliminar
  3. PUES LA CIGüEÑITA YA MAÑANA SIN FALTA LLEGA

    ResponderEliminar